Arándanos y uvas: Dos frutas con olor a milagro

0
808

No hay duda de que la naturaleza aporta innumerables aliados para el bienestar del cuerpo humano. La uva y los arándanos forman parte del cúmulo de alimentos capaces de aportar grandes beneficios a la salud de las personas.

Un estudio de 446 compuestos efectuado por especialistas del Instituto Linus Pauling de la Universidad Estatal de Oregon, en Estados Unidos, informó que el resveratrol, un compuesto que se encuentra en las uvas rojas, y el pterostilbeno, que está en los arándanos, estimulan el sistema inmune innato de los individuos.

El hallazgo, publicado en Molecular Nutrition and Food Research, arrojó que estos dos compuestos, que se llaman estilbenoides, trabajan en sinergia con la vitamina D y poseen un impacto positivo en el aumento de la expresión del péptido humano animicrobiano catelicidina, o gen CAMP o AMPc, que está implicado en la función inmune.

“De un estudio de cientos de compuestos, sólo estos dos iban en la dirección correcta”, dijo Adrian Gombart, investigador principal del LPI y profesor asociado en la Universidad Estatal de Oregon.

“Fue significativa e intrigante su sinergia con la vitamina D para el aumento de la expresión de genes CAMP. Es una interacción muy interesante”, destacó.

El resveratrol ha sido objeto de decenas de estudios sobre una serie de posibles beneficios, desde la mejora de la salud cardiovascular a la lucha contra el cáncer y la reducción de la inflamación.