Sencillos trucos caseros para mantener tus manos hidratadas

0
672

Mirar si las uñas están limpias y arregladas, si las manos son suaves o secas son factores determinantes a la hora de verificar si una persona es aseada o no. Las manos son una parte muy importante del cuerpo. Mantener el cuidado de las manos es importante porque ayuda a determinar si el individuo se preocupa por su apariencia personal, si son organizadas y delicadas.

Las manos siempre están expuestas a los agentes contaminantes, a la diversidad de climas, al sol, al agua, a los químicos que se manipulan en la casa o en el trabajo, y esto nos hace preguntarnos a nosotros mismos: ¿Me preocupo realmente por mantener bien cuidadas y arregladas mis manos para que luzcan bonitas e hidratadas?.

El ajetreo del día a día y nuestras tantas obligaciones en muchos casos obligan a realizar un buen aseo de ellas y pasar esta tarea a un segundo plano. El día de hoy el Proyecto Es Más Vida te presentará una serie de consejos muy simples de aplicar hasta en la comodidad de tu hogar sin necesidad de aplicar sobre tus manos productos químicos que pongan en riesgo tu salud.

Si tienes problemas de resequedad la crema de calendula es de gran ayuda para eliminarla y al mismo tiempo te brindara la humectación adecuada.

La mezcla de aceite de oliva y miel, aplicándola y dejándola sobre la piel de 2 a 5 minutos, en las noches también será de gran ayuda para tener unas manos sedosas.

Una vez por semana en tus manos puedes aplicar crema hidratante, azúcar morena y limón, realizando masajes suaves y continuos para que tus manos vuelvan a ser suaves y delicadas como antes lo eran.

Por último, un ingrediente que no puede faltar para hidratar tus manos durante la noche es el aceite de vitamina E, combinado con crema de manteca de cacao o vaselina. Das masajes suaves durante 3 minutos y verás como poco a poco irá cambiando la textura porosa de tus manos por unas muy humectadas.