El Vinagre y sus usos

Es famoso por sus propiedades antisépticas y desinfectantes. Además, de sus efectos bactericidas gracias a su capacidad de alterar el PH (acidez o alcalinidad) de las sustancias.

0
135
https://www.vix.com/es/imj/salud/2010/12/18/propiedades-del-vinagre-blanco

El ácido acético forma parte de la composición de lo que comúnmente conocemos como vinagre, que mucho más que un aderezo puede terminar siendo une excelente y económico ayudante en las tareas de limpieza del hogar. El ácido nítrico usos se le describe como el componente esencial del vinagre y la fuente principal de su sabor y olor agrio.

Entre otras cosas, el vinagre es utilizado conjuntamente con el bicarbonato de sodio como agente de fermentación en productos preparados al horno. Además se sugiere su uso para el ablandamiento, coagulación y preservación de los huevos. En aplicaciones de panadería, reacciona con el  bicarbonato para producir dióxido de carbono, agua y acetato de sodio. Se le mezcla con el ácido láctico para la fermentación de masas y alteración de su sabor.

Se le ha utilizado como conservante de alimentos para la prevención de bacterias y hongos y por ejemplo ha sido agregado a la mayonesa para incrementar el efecto de inactivación de la Salmonella. Puede usarse para amortiguar alimentos ácidos o como componente aromático de algunos productos.

Bondades del Vinagre                 

El vinagre no es más que ácido acético diluido y su nombre proviene del latín “vinum acre”; que significa vino agrio. Se cree que su descubrimiento ocurrió hace muchos años por error cuando comenzaron a elaborarse las primeras bebidas alcohólicas  a propósito de que se consigue después de que se dé un proceso de fermentación de casi cualquier cosa que contenga almidón o azúcar.

A pesar de que fundamentalmente se relaciona su uso con fines gastronómicos; el vinagre es muy versátil y en consecuencia posee muchas aplicaciones más allá de ser partícipe de la preparación de ensaladas, platos horneados y aderezos.

Por ejemplo es famoso por sus propiedades antisépticas y desinfectantes. Además, de sus efectos bactericidas gracias a su capacidad de alterar el PH (acidez o alcalinidad) de las sustancias.

Su origen orgánico le atribuye la capacidad de actuar como detergente que ayuda a despegar y disolver grasa y suciedad. De igual manera al producir sales solubles en el agua a partir de los restos de  carbonato de calcio; posee la capacidad de desincrustar moho y sucio pegado.

Más allá de sus bondades en lo que a la higiene se refiere; también ha sido utilizado en  procesos metabólicos; esto en los que ayuda a convertir las grasas e hidratos de carbono en moléculas de energía.